Lionel Messi, con caño incluido y una doble pared, superó un récord histórico de Pelé e hizo rugir al Monumental

Lionel Messi es una máquina de hacer récords. Y este jueves por la noche, en el Monumental en las vuelta del público en las canchas argentinas, logró uno más que tiene un enorme significado. Llegó, luego de una gran jugada individual con caño incluido y una doble pared en el área que provocó locura generalizada en las…

lionel-messi,-con-cano-incluido-y-una-doble-pared,-supero-un-record-historico-de-pele-e-hizo-rugir-al-monumental

Lionel Messi es una máquina de hacer récords. Y este jueves por la noche, en el Monumental en las vuelta del público en las canchas argentinas, logró uno más que tiene un enorme significado. Llegó, luego de una gran jugada individual con caño incluido y una doble pared en el área que provocó locura generalizada en las tribunas. Fueron sus gritos 77 y 78 con la Selección que no solo le permitieron aumentar su registro con la celeste y blanca, sino también superar una vieja marca de Pelé y ser el mayor goleador histórico de un seleccionado sudamericano.

O Rei, que por estos días se recupera de una operación tras la detección de un tumor en el colon, es el máximo goleador de Brasil. Y también se destacaba como el máximo goleador de una selección campeona del mundo, por delante del alemán Miroslav Klose, que convirtió 71 goles con la casaca germana.

De esta manera, con su séptimo grito ante Bolivia, Leo se ubica también como el máximo anotador de un seleccionado campeón del mundo.

Quien va detrás de la marca, ahora propiedad conjunta de Messi y Pelé, es Neymar, quien acumula 69 goles con la verdeamarela tras superar recientemente los 62 gritos que acopió Ronaldo, el original. Otro de los jugadores en actividad que va tras la marca de Pelé y Messi es el uruguayo Luis Suárez, que ya convirtió 64 con la Celeste.

El rosarino tiene un promedio de un gol cada dos partidos: 78 en 154 encuentros -contando los cinco minutos del duelo suspendido del domingo contra Brasil-. El primero lo anotó en el sexto encuentro con la celeste y blanca, el 1 de marzo de 2006, ante Croacia (2-3) en Basilea, Suiza. Desde entonces, Leo marcó 34 tantos en partidos amistosos, otros 25 en Eliminatorias (máximo goleador de Argentina), 13 en Copa América y 6 en Mundiales.

La actual es la quinta serie eliminatoria que participa Messi y por lo tanto Qatar 2022 será su quinto Mundial. Para Alemania 2006 jugó 3 partidos y no marcó; Sudáfrica 2010, 18 (4 goles); Brasil 2014, 14 (0); Rusia 2018, 10 (7); y ahora lleva 8 encuentros y marcó 4 goles.

Pelé anotó los 77 goles en 92 partidos entre 1957 y 1971. A punto de cumplir 31 años, O Rei decidió que su etapa en el seleccionado de su país había terminado, tras ganar tres mundiales. Dejó un promedio de gol casi imposible de igualar: 0,84. Neymar hizo los 69 en 113 encuentros.

Messi aún está lejos de los máximos goleadores en seleccionados. La semana pasada el portugués Cristiano Ronaldo se adueñó en solitario del récord tras marcar dos goles ante Irlanda, llegar a 111 y dejar en el segundo lugar al iraní Ali Daei, con 109. Con 78 festejos, ocupa el séptimo puesto por delante de Pelé.

Detrás de Cristiano Ronaldo y Ali Daei aparece en el tercer lugar Mokhtar Dahari (Malasia) con 89 en 143; luego Ferenc Puskas (Hungría y España), con 84 en 89; Godfrey Chitalu (Zambia), 79 en 111, y Hussein Saeed (Iraq) 78 en 137.

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA